“Evangelio San Mateo Capítulo V”

Cielo y tierra

En diferentes vídeos os he recordado lo importante que es cumplir la Ley dada a los profetas.

En el capítulo V, Mateo, uno de los discípulos de Jesús, también nos recuerda lo que Él les respondía cuando le hacían alguna pregunta:

V.17. "No penséis que yo he venido a destruir la doctrina de la ley ni de los profetas:
no he venido a destruirla, sino a darle su cumplimiento".

V.18. "Antes faltarán el cielo y la tierra, que deje de cumplirse perfectamente cuanto contiene la ley, hasta una sola jota o ápice de ella"

Prevenidos estamos... ¿Lo vamos a permitir?

CUIDEMOS NUESTRA CASA, LA TIERRA

Hace tiempo que nuestra casa, el planeta Tierra, está clamando contra nosotros, pues de todos depende que siga existiendo… ¡Reflexionad!, nos dice.

Si ya se estaban muriendo los peces asfixiados por los plásticos, los pesticidas y los vertidos de toda índole, ahora, con esta pandemia estamos padeciendo la consecuencia de la falta de acción y de cumplimiento de obligaciones de los gobernantes de nuestras naciones y de todos los que tengan algún poder, desde reyes hasta la jerarquía eclesiástica. Sin embargo, una de las soluciones que nos dan para protegernos es plástico y más plástico, el mismo que vemos esparcido por las calles, una vez que se ha utilizado.

Una humilde servidora mediante esta ventana que me habéis abierto en vuestros hogares para que os puedan llegar los mensajes que me anuncia el Espíritu Santo, os propongo: empecemos a actuar, a dar ejemplo, pues puede que esto sea el impulso que ellos necesitan para comprometerse.

Todos sabemos lo que perjudican a nuestro planeta, dejemos de utilizarlos, empecemos poco a poco, pero a conciencia y con Fe de que tendremos la bendición de Dios Padre.

Si me lo permitís, os propongo empezar por: bolsas, alimentos envasados, todo lo que sea desechable, como pañuelos de papel, toallitas húmedas, servilletas, pañales.

Con todo mi amor,

Josefina

Volver a mensajes para reflexionar